¿La Inteligencia Artificial puede reducir costos?

Cuando se habla de Inteligencia Artificial (IA) aplicada dentro de una empresa, no siempre no referimos a costos. Al interior de las empresas que han iniciado una transformación digital, lo temas de IA se relacionan con el aumento de la productividad o la simplificación de tareas cotidianas que ocupaban valiosas horas hombre.

Sin embargo, si una empresa desea aumentar de golpe las ganancias, lo que debe de hacer es reducir los costos. La verdad se dice más fácil de lo que se logra, pero de la misma manera que la IA resolvió problemas y eficientó procesos al interior de las empresas, también está ayudando a las compañías que han implementado alguna solución de este tipo, a reducir sus costos.

La transformación digital de las empresas

Cuando se habla de tecnología en términos generales, para muchos, puede sonar a un futuro cercano. Para muchas empresas que no han tenido la visión de iniciar una transformación digital, un cambio tecnológico al interior de sus organizaciones puede significar la adopción de un software que ayude a acelerar procesos o eficientar otros.

Pero para las empresas que ya tienen cierto tiempo transitando el camino de la transformación digital y que han podido percatarse de primera mano de las ventajas que la tecnología aporta a sus organizaciones, la simple adopción de soluciones tecnológicas empleadas a través de un software aplicado a un proceso ya no es suficiente.

Actualmente, uno de los usos más extendidos de la IA es a través del Machine Learning, es decir, la disciplina que crea sistemas que “aprenden” automáticamente a partir de una base de datos. Los algoritmos de IA identifican patrones en el compendio de millones de datos y predice comportamientos como resultado de ese análisis.

Una de las ventajas de la aplicación de esta tecnología es que, con el tiempo, estos sistemas pueden auto mejorarse sin la necesidad de la intervención humana.

Se puede creer que la implementación de inteligencia artificial puede dar un impulso enorme a las áreas de producción, atención al cliente, ventas, contabilidad o hasta marketing. Sin embargo, esas empresas han aprendido en el camino que una de las ventajas más palpables en el día a día es la disminución de costos.

¿Cómo la Inteligencia Artificial puede reducir costos?

Actualmente las empresas del ramo de la logística emplean el potencial del aprendizaje automático de los algoritmos para, por ejemplo, estimar el tiempo de llegada de los transportes. 

Otro de los usos más extendidos es la predicción de las decisiones y hábitos de compra de los usuarios de plataformas de e-Commerce. Con la ayuda de algunos algoritmos, las tiendas de retail por internet predicen lo que un cliente está dispuesto a comprar o hasta cuándo necesitará volverlo a obtener, de forma que se moldea una estrategia de venta que esté detrás de ese comportamiento. 

Estas acciones que parecen operativas a simple vista, muestran una reducción de costos iportante para las empresas. 

Un ejemplo práctico lo encontramos en aquellas empresas que han contratado un sistema de Chatbots o de asistente virtuales. Para las empresas que han adoptado sistemas de IA que dan asistencia técnica a los clientes o soporte post venta a través de estas tecnologías. 

En Estados Unidos, la adopción de esta solución se ha extendido en negocios de comercio electrónico (34%), salud (27%) y telecomunicaciones (25%). Las empresas han encontrado en el servicio de esta tecnología la posibilidad de disminuir sus costos operativos y de contratación de personal y al mismo tiempo ofrecer un servicio 24/7 que es eficiente y muy funcional.

En otro ejemplo que ya mencionamos, las empresas de logística han encontrado en la IA un gran aliado en la disminución de costos. Para estas empresas la IA reduce los costos a través de los pronósticos en tiempo real y entrenamiento de comportamiento. 

Se trata de agregar valor sustancial en todos los sectores en los que este tipo de tecnología se ve involucrada. Por ejemplo, la IA optimiza las rutas para que el exceso del tráfico de autos de no retrase la entrega de mercancías, mejorando así la eficiencia del combustible y reduciendo los tiempos de entrega optimizando la cantidad de entregas que se pueden hacer en un mismo viaje. 

Otro tipo de mejoras se obtienen cuando una empresa de camiones reduce los costos de combustible, por ejemplo, mediante el uso de sensores que están al tanto de los hábitos de manejo del chófer. Se analizan los datos del rendimiento del vehículo, así como los del comportamiento del conductor y posteriormente los conductores reciben instrucciones en tiempo real de qué cambios hacer a su manejo.

En una transformación digital, las empresas descubrirán cuáles son las opciones de IA que ayudan con sus procesos y cuáles son los ahorros en los costos que se obtienen después de la implementación de estas soluciones tecnológicas.