Cómo lograr el éxito en proyectos digitales sin tener un departamento de tecnología de información

Una escena no muy difícil de imaginar: alguien del equipo tuvo una muy buena idea para desarrollar un proyecto, aplicación o solución que puede ser clave para mejorar alguno de los aspectos de la compañía, pero a la hora de convertir la idea en realidad, no hay empleados dentro de la compañía que puedan llevar a cabo la idea, el presupuesto es limitado, nadie tiene tiempo extra en sus manos para llevar la ejecución del proyecto… etcétera. ¿Te suena familiar?

Probablemente es difícil encontrar a un equipo que no se haya visto en esta situación, pero es importante no entrar en pánico, por dos razones:

  1. El hecho de no tener departamento de TI in-house no tiene ningún impacto sobre la posibilidad de llevar a cabo proyectos digitales hoy en día y
  2. Tampoco hay que hacer cortes de recursos ni pelear por presupuestos para cubrir el gasto

La solución es muy fácil, y está al alcance de tus manos: hay que elegir un servicio de desarrollo de soluciones digitales que actúe como el departamento de tecnología, aunque no estén en la nómina de sueldos como tal, pero que comparta tu visión y objetivos del proyecto. Lo ideal claro está, es que se puedan lograr todos los cometidos a través de un mismo proveedor lo cual implica que este tenga la fortaleza, infraestructura y red de socios que haga viable tu proyecto.

¿Qué debemos tener en mente a la hora de desarrollar un proyecto digital sin un departamento de TI interno? Recuerda que está en juego la viabilidad de un proyecto que puede transformar la compañía, por lo que hay cuatro factores principales que debes evaluar para tomar la decisión de qué proveedor utilizar:

  1. Resultados en corto plazo: Nadie quiere quedar atrapado con un proveedor que tarda meses en entregarte algo para que pruebes y que los plazos se extiendan hasta el infinito comiéndose todo tu presupuesto. Esto es el mayor miedo a la hora de contratar un proveedor en IT
  2. Performance: la nube es la base para una organización más ágil, que pueda innovar más rápidamente. La pregunta no es si se debe migrar de on-prem a la nube, sino cuándo y qué tan rápido. Los jugadores fuertes como Amazon Web Services (AWS) proveen una serie de productos y servicios que indudablemente van a elevar el desarrollo de las actividades operativas de la compañía, a través de una simple y rápida migración a la nube. Para lograr que esta migración sea eficiente, debes verificar que el proveedor de soluciones en la nube y su red de socios ofrezcan una suite completa de herramientas y servicios de migración.
  3. Escalabilidad: puede que en el punto anterior no lo hayas creído, pero migrar tu base de datos a la nube es más fácil de lo que parece. Lagash y AWS te pueden ayudar a planear y ejecutar la migración a la vez que se enfocan en proteger la integridad de los datos y reducir riesgos. Este paso es el que da pie a que cualquier crecimiento de la compañía, ya sea en clientes, empleados, procesos, o todos juntos, sea fácil de sobrellevar con un sistema que crece contigo.
    1. Permeabilidad en toda la empresa: El proyecto digital seguramente va a tener impacto en todas las áreas de la empresa, por lo que es importante que el desarrollador de la solución sea lo suficientemente empático con los objetivos de la compañía, la cultura organizacional y el nivel tecnológico del personal para que pueda desarrollar una solución que realmente sea adoptada por todos y cada uno de los miembros de la empresa, logrando el éxito de tu proyecto digital.

Con estos factores y sus soluciones respectivas en mente, la decisión es muy fácil. Cuando salga a la luz la idea, aplicación o solución que quieren hacer realidad, Lagash y AWS crean el camino perfecto para llegar al resultado deseado rápida, pero seguramente.

Si deseas conocer cómo otras compañías han logrado implementaciones exitosas a través de equipos externos de TI, conoce nuestros casos de éxito: